El mediocentro eleva su nivel con la llegada de Garitano y dispara sus puntuaciones

Dani García llegó al Athletic en el pasado verano procedente del Eibar. El centrocampista ha tenido que adaptarse a su nuevo equipo, pero con el paso de las jornadas ha ido alcanzando la regularidad. La llegada de Garitano al banquillo bilbaíno para suplir a Berizzo ha servido para que el combinado vasco haya elevado su nivel y se haya repuesto de una situación complicada y buena culpa de ello la tiene Dani García.

Cambio de dinámica

No estaba siendo una temporada fácil para el Athletic, que ha coqueteado con el descenso durante la primera mitad del ejercicio. Sin embargo, el cambio de entrenador ha sido determinante para que el cuadro de San Mamés haya conseguido sumar puntos que le han permitido remontar posiciones. Una de las claves de la resurrección rojiblanca ha sido la solidez defensiva mostrada. Solo dos goles ha encajado el Athletic en los últimos cinco partidos. Las actuaciones de Dani García, que ha dado sobriedad al centro del campo y que ha sido capaz de dominar las segundas jugadas, han sido deteminantes en el cambio de rumbo bilbaíno.

Lluvia de picas

Dani García ha cosechado un gran número de puntos en las últimas semanas, rompiendo con la tendencia de las jornadas precedentes. El mediocentro ha sumado 30 puntos en los últimos cinco encuentros y tiene una media de 6 puntos en los últimos cinco partidos que ha jugado, lo que supone una buena suma, sobre todo teniendo en cuenta el delicado momento por el que atravesaba el Athletic.

Un precio muy asequible

Dani García puede considerarse como una gran inversión, ya que su precio solo supera levemente los dos millones y en las últimas semanas se ha consolidado en el once bilbaíno. Su tendencia en el mercado es al alza y no existe demasiado riesgo en su fichaje, por lo que su incorporación es muy recomendable.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.